5 de enero de 2015

Silmarillion

Título: El silmarillion
Autor: JRR Tolkien
Tipo: Novela fantástica
Sinopsis:
 El Silmarillion cuenta la historia de la Primera Edad, el antiguo drama del que hablan los personajes de El Señor de los Anillos, y en cuyos acontecimientos algunos de ellos tomaron parte, como Elrond y Galadriel. Los tres Silmarils eran gemas creadas por Fëanor, el más dotado de los Elfos, y contenían la Luz de los Dos Árboles de Valinor antes que los Árboles mismos fueran destruidos por Morgoth, el primer Señor Oscuro. Desde entonces la inmaculada Luz de Valinor vivió sólo en los Silmarils, pero Morgoth se apoderó de ellos, y los engarzó en su corona, guardada en la fortaleza impenetrable de Angband en el norte de la Tierra Media. En este volumen se incluyen otras obras cortas, como el Ainulindalë o la Música de los Ainur, la creación mítica del mundo, y el Valaquenta, sobre la naturaleza y poderes de los dioses. A El Silmarillion sigue el Akallabeth, que vuelve a narrar la caída del reino de Númenor al fin de la Segunda Edad, y por último la historia De los Anillos del Poder, en la que el tema de El Señor de los Anillos reaparece en la perspectiva más amplia de El Silmarillion.
 El Silmarillion no es una novela, ni un cuento de hadas, ni una historia ficticia. Podría definirse como una obra de imaginación inspirada, una visión sombría, legendaria o mítica, del interminable conflicto entre el deseo de poder y la capacidad de crear. Asombra que un solo hombre, un poco más de medio siglo de trabajo, haya llegado a convertirse en el equivalente creativo de todo un pueblo.
Comentario:
*Antes de nada, preparaos para una reseña laaaarga!
El Silmarillion es sin duda una obra compleja, pero muy interesante. En el inicio de los tiempos, con Iluvatar, vemos como Tolkien hace una metáfora de la creación del mundo comparando a este personaje con Dios. Se podría decir que los Valar son como los ángeles, y Melkor, sería algo así como Lucifer, uno de los buenos en la creación, que cayó.
Entre los 7 primigenios está Lorien, que para todo tolkiano nos suena, pues para los elfos es uno de los grandes señores y por eso existe “la hoja de Lorien” como señal de protección. Me gusta la descripción de cada Valar como ‘señor de las aguas, señora de las estrellas’ tiene cierto interés en cuanto a la cosmogonía, sea cual sea la religión con la que compares, en parte por ejemplo a mí me suele recordar más a Grecia porque es la que más conozco. Aulë por ejemplo, sería como el ‘Hefesto élfico’. Y Yavanna es cómo Deméter. Tulkas y Nessa me recuerdan a Apolo y Artemisa, sólo que ellos eran hermanos y estos son pareja. (sabelotodismo en auge)

Morgoth, el Enemigo Oscuro del Mundo, este nombre si me suena más, pero no sé de qué. Y como no, aquí está un gran amigo de todos los tolkianos: “Terribles entre ellos eran los Valaraukar, los azotes de fuego que en la Tierra Media recibían el nombre de Balrogs, demonios de terror”. ¿Os va sonando, no? Y luego ya nos dicen que entre sus seguidores, el más cruel fue aquel al que los elfos llamaron “Sauron”, sí hijos míos, el Gran Sauron, el creador del anillo de poder. ¡Cómo me gusta esta saga!

Me hace gracia el concepto del ser humano como ser incompleto e imperfecto dado a su propia ruina, al conflicto y a la perdición. Supongo que está en la esencia de los hombres el percibir ese mal entre nosotros, propio de nuestra especie. Aunque bueno, siendo Tolkien una persona creyente –como lo era también Lewis- entiendo este concepto del ‘Dios que todo lo puede’ y crea obras diferentes, por lo que los Ainur y los Elfos son mucho más perfectos y harmoniosos, mientras que los hombres tienen otros dones… entre ellos el de poder elegir su destino y buscar más allá, no siendo tan fríos ni filosóficos como otras razas. En el mundo de la Tierra Media se ve muy clara la comparación entre Elfos y hombres, especialmente entre los Elfos del bosque, puesto que los de Rivendel al haber tenido más relación con los hombres parece que tengan más humanidad. Los Elfos de los bosques son más perfectos, pero menos vivos, a mi parecer se asemejan más a las plantas, siendo harmoniosos, tranquilos, fríos… los hombres son pasionales, irascibles, dominantes, no somos vegetales, somos animales e incluso en la imperfecta belleza humana eso se nota.

Somos los que más nos parecemos a Melkor, el malo, pero supongo que en el hecho de vivir y existir, como ser humano, raya el tener la maldad en el interior. Lo que ocurre es que tenerla, no significa usarla ni ponerla en práctica, pero el mal es parte de nosotros como contrapeso del bien, sino sería imposible. Es jodido que el poder que Ilúvatar elige para darle a los hombres sea precisamente ‘la mortalidad’, pero eso me recordó mucho a Aquiles en Troya, cuando le dice a Briseida ‘los dioses nos envidian, porque cada momento nuestro es único’. Supongo que siendo inmortal, también anhelas ese fin.

Y como no, los 7 reyes enanos, los 7 padres, creados por Aulë. Me hace gracia que se deje medio “caer” que son precisamente enanos y rechonchos porque la imperfección y la ignorancia de su creador no dio para más, aunque también dice que les dio su lengua propia –debo decir que las runas enanas siempre me han encantado- y capacidad para entender su ciencia y todos sus conocimientos.

Oh, me encanta cuando Yvanna pide por los árboles, y así nacen los pastores: los Enn, que vaya pedazo de escena en ESDLA en la segunda película, ¡me apasiona! Y bueno, también se habla de los orcos, que son algo así como elfos extraviados a quién Melkor cría como su propia raza. Y cómo no, los Eldar, de los que descienden los elfos que conocemos, divididos entre los Vanyar –apenas conocidos-, los Noldor –de gran poder- y los Teleri. Aunque el hombre sea el ser menos perfecto, me hace gracia con qué facilidad siembra Melkor el odio y la envidia, rabia u otros males entre los todopoderosos elfos. (A qué ya no os enteráis de na, pues eso me pasaba a mí, que tenía que releer, pero valió la pena).

Cómo no… mi querida Khazad-düm, la Caverna de los Enanos, me encantan estos nombres, en serio, ¡qué grande era Tolkien! ¡QUE IMAGINACIÓN!Telperion dio por fin en una rama sin hojas una gran flor de plata, y Laurelin una fruta de oro.Ay por dios, quién pudiera tatuarse eso en la piel de algún modo… interesante. Fingolfin y Thingol, y como perderse en la espesura de nombres, primos, cuñados y la maraña que escribe este hombre. Me lo he tenido que releer tres veces. Y pensar que Galadriel y Elrond son tan viejos… por dios. La historia de Eol, con su mujer y Maeglin la verdad es que no pinta muy bien, tiene una dejada de tragedia griega de las buenas.

La “Balada” de Lúthien y Beren es preciosa. Entiendo perfectamente a Luthien, que elija estar con él y que tras volver de la muerte se quede a su lado y prefiera consumirse, como la llama, a vagar eternamente sin él. Además, me hace gracia que Beren lleve el anillo de Barahir –que es su padre, que en verdad lo consiguió de Fingon- que luego será el que lleve el linaje de los Dunedain de Elendil como símbolo (me emocioné y todo, porque es el anillo de Aragorn que lo tengo)!

Toda la historia de los Edain, el hecho de que pudieran elegir a que linaje pertenecer por el viaje de Eärendil. Que luego aparezcan Elrond y Elros y sus historias, donde empieza la línea de los Dunedain, los Numenoreanos.. que termina en Aragorn me.parece una pasada. Ahora que entiendo bien ese deseo de la inmortalidad, viendolo cada día en los que viven con ellos pero sabiendo que es algo que tienen negado. Aunque como dice Iluvatar y tambien Aquiles, la mortalidad es mas un don que una crueldad.

Y de esta codicia y los fantasmas del miedo volvio Sauron a surgir y empezar una nueva edad oscura. Aquí se habla de la forja de los anillos, los tres de los Elfos que Sauron no consiguió dominar: Vilya, Narya, y Nenya (que custodiaron tras la caída de Sauron ante Isildur: Elrond, Círin y Galadriel), los 7 anillos enanos y los 9 anillos de los hombres. Que aquí se explica muy a bien como éstos últimos, algunos incluso reyes de Númenor, sucumbieron a la fuerza y terminaron siendo los conocidos Nazgul. Además, también explica como Elendil huye de Numenor con su hijo y con los hombres de Imladris –con los que está emparentado- van a la batalla contra Sauron y aquí Isildur corta su dedo y se queda el anillo. En esta parte exactamente se explica lo que pasa al principio de la primera película –casi igual- y también cómo Elrond pide que no se vuelva a forjar Narsil hasta que el heredero no cargue contra Mordor y reclame el trono que le corresponde.

Sólo puedo decir.. MARAVILLOSO.
Aunque sea denso y pesado, y haya que releer para entender.. vale muchísimo la pena.
Como tolkiniana que soy, me siento super feliz de haberlo leído, porque entiendes y conoces un montón de cosas que tienen que ver con El Hobbit y ESDLA!


*LO PUTO MEJOR DE LA LIFE!
Lista de favoritos ipso facto.

15 comentarios:

  1. Pues vaya que fue reseña larga, y si, quiero leerlo, ya sólo terminaré de leer El retorno del rey y listo, a otra aventura con Tolkien. xD

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    Madre mía, me he perdido bastante entre todos los nombres que pones x) Se nota que eres una gran fan de Tolkien, porque a mí ya me costó leer El señor de los anillos, aunque la historia me encanta y las películas las amo.
    Sinceramente no creo que pueda con este libro, pero nunca se sabe ;)

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  3. Pue sllevo tiempo queriendo leer a este autor peor nunca encuentro tiempo T.T
    Gracias <3

    ResponderEliminar
  4. Pues la verdad es que no creo que me pudiera gustar demasiado así que lo dejo pasar. Un besote :)

    ResponderEliminar
  5. Dan ganas de leerlo, y eso que siempre he pensado que iba a ser un rollazo increíble xD Pues me lo apunto y te haré caso... en cuanto me lea ESDLA me hago con éste ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  6. En cuanto he visto el título de la entrada mis ojos eran algo parecido a esto: *---*
    Soy muy fan de Tolkien (he leído ESDLA y el Hobbit) y mi reto personal es leer toda su obra. Después de leer tu reseña tengo muy claro que lo quiero leer muy pronto.
    Un beso y gracias por la reseña. Menudas ganas me has creado!!

    ResponderEliminar
  7. Tengo una especie de amor-odio con Tolkien, juro que amo los libros que explican mucho, que dan todos los datos necesarios para que la mente del lector pueda adentrarse en ese mundo sin perder el más mínimo detalle, pero hay veces que Tolkien me duerme... Y me duerme mucho. Desde los 9 años más o menos que tengo ganas de leer la trilogía de El señor de los anillos, pero todo el mundo me dijo que es media densa... Y me pasó eso con el Hobbit.
    Tal vez le termine dando una chance a El silmarillion.

    Muy lindo tu blog, ya lo sigo! Te invito a pasar por el mio

    Un beso enorme
    Nati
    http://khaleesigeek.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  8. Yo me desesperé mucho leyendo este libro, lo acabé por cabezonería y desistí para siempre de leer El señor de los anillos. Creo que a lo mejor era demasiado pequeña, tenía 13 o 14 años cuando leí El hobbit y El Sirmarillion, y le debería dar una segunda oportunidad. Pero la verdad es que ahora mismo no me apetece y no creo que lo haga pronto.

    ResponderEliminar
  9. Pues estoy aqui para cumplir tu deseo, acabo de entrar en blogger para seguir retocando el diseño para este nuevo año y preparar algunas cosillas y si me pones que haces una reseña del Silmarillion, pues obviamente me tengo que pasar a leerla y dejarte un comentario.
    Sin duda estamos para mi ante el libro más complejo de todos de la Tierra Media, pero también de los que más me gustan por todo el trasfondo que nos da de todo la historia y los personajes. Como tu dices Tolkien era todo un creyente cristiano, bien se denota siempre en sus personajes que son muy buenos o muy malos o en la ausencia de personajes femeninos. A mi me parece un libro imprescindible si te gusto la trilogía obviamente, explica muchas de las cosas que se dejan ver de forma breve en la trilogía, como los Nazgul o la forja de los anillos. Me alegra de que te haya encantado tanto pese a su complejidad y densidad.
    Y tranquilidad, pronto dejarás de echar de menos mi blog. Vuelvo el lunes que viene ya, con bastantes novedades y un reto que creo que te gustará, el de Tolkien y la Tierra Media, que tengo muchisimas ganas de releer este año.
    Un besin^^

    ResponderEliminar
  10. ¡Hooola!
    Lo tengo en casa desde hace siglos, pero lo quiero dejar para cuando termine El señor de los anillos, porque sino va a explotarme la cabeza con tantas palabras "tolkianas".
    Besos :3

    ResponderEliminar
  11. Hola, me alegro que lo hayas disfrutado tanto.

    Besitos

    ResponderEliminar
  12. Muero de ganas de leer todos estos libros !>.<

    besos

    ResponderEliminar
  13. Este tengo que releerlo pronto, si. Es una maravilla de libro :)

    ResponderEliminar
  14. Yo aun tengo que comenzar con Tolkien! >.< pero pronto lo leere!!! :D
    besos

    ResponderEliminar