25 de noviembre de 2014

Relatos de monstruos

Título: Relatos de monstruos
Autor: Steven Zorn
Tipo: Juvenil
Sinopsis:
Un pequeño libro de cuentos, o más bien de relatos, en el que se nos explican ciertas fabulas o historias de sobra conocidas desde un punto de vista diferente, con un toque meláncolico que no deja indiferente al lector. Corto pero intenso, sencillo de leer y yendo más allá de lo que las leyendas han contado siempre.
Valoración: 7
Comentario:
Recuerdo perfectamente que me hicieron leer este libro el año que yo cursaba primero de ESO, es decir, con 12-13 años. Cuando buscando entre los montones de libros de la habitación lo encontré, no pude reprimir una sonrisa. No recuerdaba bien cada historia, pero sí recordaba que fue un libro que me gustó, que fue un libro que me alegré de leer y esa misma sensación es la que me gusta cuando tengo un libro en mis manos. Esa que aunque la sinopsis del libro desaparezca de tu memoria, la sonrisa aparece en tus labios cuando lo tienes entre tus manos.

Resumen de los relatos
LOS OJOS DEL DRAGÓN.
Un gran día en el templo de la Paz y la Felicidad fue el pintor Chang Seng-yu  a pintar el muro norte del templo, en el mural pintó un dragón pero no le pintó los  ojos, todos los habitantes del pueblo se preguntaban que porqué no había pintado los ojos y él respondió que no le pintaba los ojos porque podía irse del mural  e irse con su familia, su aprendiz Lu Shi no se lo creyó y por la noche volvió al templo para pintarle los ojos al dragón y pasó lo que el pintor dijo, el templo quedó destrozado.

EL HOMBRE LOBO.
Hace años en un pueblo pequeño, había un conde llamado Harold y tenía una maldición, se trataba de que cuando había luna llena se convertía en hombre lobo, un día le entregó a su amada Iselda una lanza por si en  la fiesta de la arboleda sagrada aparecía el hombre lobo, en la fiesta apareció el hombre lobo e Iselda le clavó la lanza, al volver a casa vio al conde Harold y le vio con una lanza clavada en el corazón.

EL SEPULTURERO Y LOS DUENDES.
Gabriel Gorgojo era un sepulturero muy malo, el día de Nochebuena Gorgojo se fue al cementerio, allí se encontró con unos duendes , los duendes le llevaron a una taberna donde le dieron de beber lava ardiendo, los duendes le dieron una lección a Gorgojo y desde ese día dejó de ser malvado.

EL MAESTRO DE AJEDREZ.
Era una tarde de lluvia, estaban hablando Moxon y su amigo, escucharon un ruido que venía del taller de máquinas de Moxon, el amigo de Moxon se fue pero no estaba muy seguro y volvió para ver si Moxon estaba bien, se asomó por la ventana y le vio jugando al ajedrez con una máquina, de repente hubo una explosión y Moxon murió, pero su amigo le rescató.

FRANKENSTEIN.
Víctor, era un gran científico, e inventaba muchas cosas, un día inventó un monstruo llamado Frankenstein, pero Víctor no le hacía caso, Frankenstein salía a la calle pero todo el mundo huía de él, entonces Frankenstein fue a ver a su creador y le dijo que no le podía matar, pero que podía ser la pesadilla de todo el mundo, a no ser que Víctor hiciera otro monstruo igual que él pero en femenino. Una tarde Frankenstein pasó por la casa de Víctor y le dijo que si iba a hacer al monstruo ese y él le dijo que no, Frankenstein salió corriendo por el jardín y no le volvieron a ver.

BEOWULF Y GRENDDEL.
Rothgar, rey de los daneses, hizo un palacio por los buenos guerreros que tenía. Un día, mientras estaban de fiesta en el palacio, fue Grendel un monstruo que los atacó, y estuvo matando a guerreros hasta que llegó Beowulf y cogió a Grendel de la mano y le arrancó la mano, el brazo y el hombro, mientras que Grendel se estaba yendo se murió porque perdía mucha sangre, y en el pueblo se colgó la mano, el brazo y el hombro en la puerta de Heorot.

Ahora que lo he releído... son cortitos, historias de pocas páginas, sencillas, muy simples y que cuentan algo que ya has leído, pero de otro modo. Por ejemplo, adoré a Frankie y su historia, adoré esa sensación de sentirte un monstruo y de pedir un acompañante... y la desilusión cuando te dicen que no.
El momento épico cuando Iselda regresa a casa y resulta que ha matado al amor de su vida, sin saberlo, ya no hay vuelta atrás. Esa sensación de grandeza con la pintura del dragón, y la frase inquietante del pintor. Y cómo, una vez más, la curiosidad, la juventud y también, todo sea dicho, la incapacidad humana de entender las cosas hacen que termine sucediendo exactamente lo que él creador temía.

Aunque sea un libro para niños, lleno de relatos cortos que apenas debe tener 100 hojas... yo personalmente os invito a leerlo y disfrutarlo. Tiene algo, ese tipo de gracia o de corazón, que hacen que un libro te llegue y te saque una sonrisa. O quizá no, y es sólo que a mí me gusta especialmente porque lo leí en su momento y tiene un componente emocional :)

Vosotros diréis.

12 comentarios:

  1. Yo la verdad es que no soy nada aficionada a los libros de relatos con lo que me costaría animarme con él
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Yo tampoco soy mucho de relatos pero para los niños los veo muy bien.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    No lo conocía, a mi esos libros tan chachis no me los mandaban leer :/
    Besinos.

    ResponderEliminar
  4. La portada es super graciosa. Ya me gustaría a mí que me hubieran mandado este tipo de libros en el colegio, creo que me hubiera gustado de pequeña. Ahora no soy muy de relatos, pero bueno si me cruzo con él le echaré un ojo :)

    ResponderEliminar
  5. aww me encantan los gifs de hotel Transilvania ^^
    Pues tiene buena pinta <3

    ResponderEliminar
  6. No lo conocía, pero no me llama mucho.
    Un beso ^_^

    ResponderEliminar
  7. Aiss no creo que pudiera disfrutarlos mucho así que descarto leerlo. Un besote :)

    ResponderEliminar
  8. Awwwww la portada me encantó ♥
    Si tengo la oportunidad de encontrarlo algún día, me lo apunto :D
    Gracias por la reseña!

    ResponderEliminar
  9. Hay muchos libros que tienen la capacidad de hacer lo que comentas; hacer que sonriamos y los recordemos con cariño incluso aunque no nos acordemos bien de la historia :)
    En este caso no conocía el libro pero me lo apunto. A mí me encantan las historias así más infantiles, me lo paso genial ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Me gustan los relatos cortos cuando quiero alejarme un poco de algo mas extenso y profundo,no lo conocia...pero de momento,y conociendome,lo dejo pasar

    Besitos mañaneros

    ResponderEliminar
  11. Hola Neus pues no diré un no rotundo porque tal vez lo encuentre en la biblioteca y le eché un vistazo, pero por el momento lo dejo pasar, tengo demasiados pendientes que me interesan más. Gracias por la reseña y me alegro que lo hayas vuelto a disfrutar.

    ResponderEliminar
  12. Este libro también lo leí en la escuela y me encantaba. Solo recordaba algunos de los relatos y no tienes una idea de como lo he buscado ya no me sabía los nombres, me ha dado mucho gusto encontrarlo por fin y claro que lo leeré de nuevo. Comparto ese sentimiento de nostalgia y alegría al releerlo. Besos

    ResponderEliminar